¿Qué es la distimia?

La persona que sufre distimia o trastorno distímico sufre una tristeza crónica; con unos síntomas más leves que en una depresión pero muy prolongados en el tiempo; lo que genera un intenso sufrimiento. Estas personas se sienten se sienten tristes, melancólicas; pueden perder interés en las actividades diarias normales, suelen tener una baja autoestima, sentirse sin esperanza, teniendo un punto de vista desalentador sobre sí mismas y sobre el futuro. Además del estado de ánimo triste pueden aparecen otros síntomas, como pérdida o aumento de apetito, insomnio o hipersomnia, falta de energía o fatiga, baja autoestima, dificultades para concentrarse o tomar decisiones y sentimientos de desesperanza. Estos  síntomas pueden impedir a la persona desarrollar una vida normal y sentirse bien. Este trastorno afecta más a mujeres que a hombres.

  • Necesitario cita previa: Si
  • Duración de la sesion: 60 min
    • Te ayudamos a superar la distimia

      Para un eficaz tratamiento de la distimia es necesaria una adecuada evaluación y diagnóstico. Su tratamiento y seguimiento puede resultar de gran ayuda para evitar y mitigar el sufrimiento de la persona; así como ayudarle a retomar una vida plena y satisfactoria.
    • Trastorno distimico

      Se trata de un trastorno depresivo crónico. La sintomatología es muy similar a la de un trastorno depresivo, aunque menos intensa y también varia en su duración. Pueden aparecer desesperanza, tristeza, sensación de vacío, baja autoestima, pérdida de interés en actividades habituales, dificultad para concentrarse, aislamiento, irritabilidad, sentimientos de culpa, insomnio o aumento o falta de apetito. La distimia puede aparecer por diferentes causas, ya sea debido a los propios sucesos traumáticos de la vida o por la disfunción de las sustancias cerebrales que ayudan a mantener la estabilidad emocional. Es más probable que una persona padezca distimia si sus familiares también la sufren.
    • Tratamieto distimia

      Uno de los tratamientos eficaces para la distimia es la terapia cognitivo-conductual, mediante la cual se tratan los pensamientos y las emociones que abordan a estas personas. El tratamiento farmacológico es muy recomendable en estos casos, siempre y cuando sea prescrito por un psiquiatra que conozca nuestra historia previa y el trastorno que padecemos. Ambos deben ir unidos, ya que de esta forma podremos llevar a cabo un mejor tratamiento psicológico. La medicación nos puede ayudar a calmar los síntomas y trabajar de manera más sencilla y eficaz.
    • Diferencias distimia y depresión

      La sintomatología de la distimia es menos severa que la del trastorno depresivo, pero el trastorno distímico es crónico, alcanzando un tiempo mínimo de 2 años hasta décadas. Las personas que sufren distimia pueden creer que no padecen ningún trastorno porque siempre han vivido de la misma manera, mientras que la persona que padece un trastorno depresivo mayor nota un cambio brusco en su estado de ánimo y en su modo de vida. La depresión es mucho más incapacitante que la distimia porque cuesta mucho más llevar a cabo las tareas y actividades de la vida diaria, llegando incluso a incapacitarnos para realizar nuestras actividades laborales. Es perecedera, por lo que en un tiempo podremos volver a nuestra vida normal, al contrario que la distimia, con la que se debe aprender a convivir.
    Ver horarios

    Pedir cita

    Horarios

    De lunes a viernes

    Mañanas: de 9:30 a 14:00
    Tardes: de 16:30 a 20:00

    Sábados

    Mañanas: de 10:00 a 13:00

    Sociedades concertadas