Lunes - Viernes

Mañanas: 9:30h-14:00h Tardes: 16:30h-20:00h

Sábados: 10:00h-13:00h

91 386 30 41

info@centromedicoelpilar.com

Av. Betanzos 53, 1º

28029 Madrid

reloj

Lunes - Viernes 8:00-19:00

Sábados 9:00-14:00

91 386 30 41

info@centromedicoelpilar.com

Av. Betanzos 53, 1º

28029 Madrid

MENU

Como curar uña encarnada y quitar los callos de los pies

como curar uña y quitar caios

¿Qué es una uña encarnada?

La uña encarnada es un trastorno que se da en los dedos de los pies, con especial frecuencia
en el dedo gordo, por el que la uña se clava en la carne de uno de los laterales del dedo, por lo
que provoca dolor, inflamación, enrojecimiento y, en algunos casos, hasta infección. Por lo
tanto, a diferencia de los callos, se trata de una alteración muy molesta que, además, puede
derivar en problemas mayores si no se trata con rapidez y eficacia por parte de un podólogo.

Sus causas son diversas, ya que la uña encarnada puede darse como consecuencia de
determinados factores externos que afectan al pie o tener un carácter congénito. Por lo
general, este trastorno tiene su origen en negligencias por parte del paciente como un corte
inadecuado de la uña o la elección de un calzado que no se ajusta bien al pie, normalmente
cuando es más estrecho de lo que debería. También puede aparecer al sufrir un golpe en el
dedo que altere el crecimiento normal de la uña.

Asimismo, hay personas que, por características genéticas, son más propensas a sufrir este
tipo de alteraciones y para los que la quiropodia puede no ser la solución a sus problemas con
carácter definitivo. En el caso de que la uña se encarne cada cierto tiempo, es recomendable
que el afectado acuda a una clínica de podología para que un profesional le indique el
tratamiento más adecuado.

eliminar callosidades pies

¿Por qué aparecen los callos?

Las callosidades son capas de piel muerta gruesa que se vuelve rígida por la acumulación de
células inertes. Aparecen como consecuencia de una presión o fricción desacostumbradas
sobre la piel, frecuentemente causadas por zapatos que no se ajustan bien a la morfología del
pie o deformidades como los juanetes.

Los callos son, en realidad, un mecanismo protector del cuerpo, ya que al engrosar y endurecer
esa zona que sufre constantes roces y presiones evita la aparición de ampollas que pueden
provocar mayores molestias y dolor. Por lo tanto, no se trata de alteraciones graves, pero sí
pueden llegar a molestar y son muy antiestéticos. Mediante la quiropodia, un podólogo puede
eliminarlos completamente y devolverle la elasticidad a la piel de una forma rápida e indolora.

¿Cómo curamos una uña encarnada y quitamos los callos de los pies?

La quiropodia es un tratamiento podológico que consiste en la eliminación de alteraciones
leves del pie como callosidades o cura de uñas encarnadas, en su mayoría provocadas por el
uso de calzado inadecuado o determinadas deformidades de las articulaciones. Mediante este
sencillo proceso, el podólogo puede evitar molestias o complicaciones ulteriores derivadas de
ellas y mejorar el bienestar de la persona que las padece.

Como este tipo de alteraciones, en especial las callosidades y las durezas, suelen aparecer cada
cierto tiempo, es recomendable acudir a una clínica podológica con cierta regularidad, ya que
de este modo el afectado mantendrá a sus pies en un buen estado de salud y un profesional
los revisará periódicamente, por lo que podrá detectar cualquier otro problema de mayor
envergadura precozmente, como papilomas o pie diabético, y así ponerle solución de una
forma más sencilla y efectiva.

podologia curar callos pies

Quiropodia para eliminar callos

Podemos utilizar el tratamientos de quiropodia para eliminar callos u otras durezas parecidas, se lleva a cabo un
proceso conocido como fresado, por el que se van eliminando poco a poco las capas de piel muerta con un bisturí otra herramienta cortante hasta llegar a la superficie de la piel viva. Se trata de un proceso indoloro ya que las células que se van eliminando están inertes.

Quiropodia para curar una uña encarnada

Para curar una uña encarnada con el tratamiento de quiropodia, el podólogo realiza un fresado a esa uña para tratar de enderezar su crecimiento y que deje de clavarse. No obstante, si esta intervención se realiza demasiado tarde o no deja de clavarse pese al tratamiento quiropódico, se tendrá que hacer una pequeña intervención quirúrgica de carácter ambulatorio para eliminar la porción de uña que se ha clavado mediante una incisión.

¿Cómo prevenir la aparición de callos y de uñas encarnadas?

Como hemos comentado con anterioridad, es recomendable realizarse una quiropodia una vez
al año para revisar el estado general de los pies, aunque no existan problemas aparentes en
ellos. No obstante, más allá de la acción del podólogo en esas intervenciones, el paciente
también puede tomar ciertas precauciones para evitar o retrasar la aparición de alteraciones y
ayudar al especialista a mantener sus pies sanos.

Medidas para prevenir los callos:

  • Usar calzado que resulte cómodo:

Es muy importante que los zapatos usados
resulten cómodos, ni demasiado estrechos ni demasiado anchos, y que no hagan
daño al caminar.

  • Hidratar la piel:

El uso de cremas hidratantes mantendrá la elasticidad de la piel,
evitando o retrasando la aparición de durezas. Es mejor aplicarlas durante la
noche, cuando el pie está en reposo.

Medidas para prevenir las uñas encarnadas:

  • Corte de uñas adecuado:

Es frecuente que la uña se clave por un corte inadecuado. Hay que recortarla de forma recta a lo largo de la punta del dedo, nunca redondeada. Asimismo, es preciso usar siempre un cortaúñas afilado y no tirar de ellas para arrancarlas, ya que esto hará que no se controle el perfilado de la uña, que puede quedar irregular y acabar encarnándose. Asimismo, si su dureza dificulta su corte, se puede meter el pie previamente en agua caliente durante unos minutos para reblandecerla.

  • Usar zapatos de la talla adecuada:

Al igual que ocurre en la aparición de callos, el uso de un calzado estrecho puede favorecer la aparición de una uña encarnada, ya que propiciará el crecimiento irregular de la uña al mantener el dedo del pie en una posición antinatural durante muchas horas.

  • Calzado con protecciones:

Hay ocasiones en las que la actividad diaria del paciente hace que aumente el riesgo de sufrir una uña encarnada, ya sea por repetición de hábitos que propician su aparición o por un alto riesgo de recibir golpes en el pie. En estos casos se recomienda usar zapatos con protección que resguarden bien los dedos.

podologo curar callos pies

¿Es lo mismo la quiropodia que la pedicura?

Es frecuente que los pacientes confundan la quiropodia con la pedicura, pero es importante
destacar la notable diferencia que existe entre ambas, ya que la primera es un tratamiento
médico y la segunda estético.

La pedicura tiene como objeto el limado de uñas, la eliminación de piel muerta de forma
superficial y la aplicación de masajes y productos hidratantes en el pie por parte de un
esteticista. La quiropodia, en cambio, cura enfermedades o alteraciones de los pies que
pueden afectar a otras partes del cuerpo y permite al podólogo, que es un profesional con
título y formación sanitaria, detectar otras posibles patologías que se estén desarrollando.

 

porque salen callos en los pies

¿Qué personas deben acudir a un revision podológica por callos y uñas encarnadas?

En general, los problemas podológicos de pies como la aparición de callos o uñas encarnadas no entienden de edad
ni de sexo, aunque hay determinados hábitos que pueden potenciar su aparición, como la práctica deportiva. Por ello, es recomendable que cualquier persona se realice una quiropodia al menos una vez al año, con el fin de controlar la salud de sus pies y prevenir posibles alteraciones y enfermedades futuras.

Esta frecuencia debe aumentar en el caso de que la persona padezca diabetes, pues cualquier
lesión en la zona puede provocar úlceras (heridas abiertas y dolorosas) que, de no intervenirse
a tiempo, pueden derivar en gangrena (putrefacción y muerte del tejido).

La diabetes es una enfermedad que provoca que los niveles de glucosa en sangre sean muy
altos, lo que dificulta la circulación sanguínea por los pies. Estas circunstancias hacen que se pierda sensibilidad en ellos y que cualquier herida o alteración pueda convertirse en una úlcera. Una combinación que puede resultar fatal, ya que al aumento de probabilidades de tener una herida abierta se suma la menor capacidad del sistema nervioso para detectarla.

De este modo, mediante una quiropodia y una revision podológica, el podólogo puede identificar principios de uñas
encarnadas, pequeñas heridas o ampollas que puedan derivar en una úlcera y prevenir, de esta
forma, su aparición. En cualquier caso, si una persona padece diabetes debe revisarse ella
misma los pies, tanto con la vista como al tacto, a diario.

Curar ampollas en los pies

causas ampollas pies

Evitar las ampollas en los pies

El sudor durante los meses de más calor puede provocar ampollas en los pies y rozaduras en los pies. Te contamos cómo curar las ampollas en los pies así como evitarlas para no interrumpir tu vida normal ni tus entrenamientos.

Con la practica habitual de ejercicio físico necesitaremos cuidar los pies de forma más frecuente, además nuestra musculatura necesita un aporte sanguíneo más elevado, lo que provoca una dilatación de nuestro pie. Si a esto le sumamos el incremento de sudoración, por el calor, el pie se nos hincha más, de ahí que un calzado que nos iba bien en invierno puede ser que en verano no nos sirva. Para evitar tener ampollas en los pies ,es importante, a la hora de elegir nuestras zapatillas, escoger un par de números más de lo que es habitual, aunque esto siempre dependerá de la morfología del pie que presentemos.

Tener ampollas en los pies es una de las lesiones en los pies más frecuentes , debemos prestar atención especialmente en verano ya que es el momento más habitual de su aparición. Si bien es cierto que las visitas al podólogo se suelen realizar por asuntos relacionados con las uñas, como uñas negras (denominado hematoma subungueal), uñas amarillentas (onicomicosis o hongos en las uñas) o uñas deformadas y gruesas (onicodistrofias), entre otras.

podologia curar ampollas

¿Como curar las ampollas de los pies?

Tenemos diferentes formas de curar una ampolla del pie. Si la ampolla no ha reventado, la dejaremos y colocaremos algún apósito encima (doble piel). Estos apósitos contienen gelatina con un tanto por ciento muy elevado de agua, cuya finalidad es hidratar, refrescar, proteger y cicatrizar la lesión. Cuando colocamos uno, es muy importante dejar que el apósito caiga solo, si no podremos arrancar la piel de nueva formación. Si por el contrario ya se nos ha reventado la ampolla en el pie, colocaremos un antiséptico y encima un apósito.

Debemos diferenciar entre la ampolla del pie que sale por roce y la que lo hace por sudor. Si es por sudoración, es recomendable acudir a la consulta de un podólogo para que pueda valorar qué tratamiento es el más indicado. Es aconsejable controlar el exceso de sudor, hidratar bien el pie para no provocar rozaduras, usar un calzado deportivo idóneo para cada disciplina y calcetines deportivos técnicos es esencial para cuidar los pies y evitar que nos salgan ampollas en los pies.

Así mismo , después de cada entreno o competición, es importante sumergir los pies en agua fría para bajar su temperatura. Si cumplimos todos estos requisitos, podremos hacer frente al calor y proseguir con nuestros entrenamientos y competiciones.

Curar ampollas pies

Cuidar los pies y curar las uñas negras

Si tiene alguna uña negra en los pies, los mejor para su cuidado ,es drenar la uña, en las primeras 24 horas postcarrera o entreno, es decir, hacer un pequeño agujero en la uña para sacar la presión que ejerce la sangre debajo de la misma, ya que suele ser muy doloroso y, posteriormente, hacer curas con algún antiséptico. Es muy importante detectar qué ha causado esta dolencia. Normalmente suele ser por llevar alguna zapatilla que presiona en dicho lugar y provoca microtraumatismos continuados, aunque a veces el componente biomecánico también influye, por este motivo es de vital importancia los estudios de la pisada que realizan los podólogos deportivos ya que entre otros, además de evitar lesiones, nos dará información personaliza para cuidar nuestros pies.

Curar los hongos en las uñas

En el caso de que tu problema sean los hongos en las uñas, el tipo de tratamiento podológico más efectivo hoy en día para curar los hongos y hacer un buen cuidado de los pies es someterse al tratamiento láser en una consulta de podología. Este tratamiento para el cuidado los pies es rápido, efectivo e indoloro además te permite seguir con la actividad deportiva de forma inmediata.

prevenir ampollas pies

¿Se te clavan las uñas en la piel de los pies?

Se trata de otro de los problemas que afectan al cuidado de los pies, de forma técnica y científica a este problema se le llama onicocriptosis, se trata de un problema que nos puede provocar una infección en los pies. Los deportistas quieren una rápida curación para poder seguir entrenando y seguir con su vida habitual. En muchas casos, con un buen corte de uñas se soluciona el problema, pero en otros casos más graves deberemos recurrir de inmediato al podólogo el cual realizará una intervención quirúrgica para una rápida recuperación.

¿Tienes la uña deformada y te duele al correr?

Si lo que sufre el corredor es una uña deformada, igualmente es importante acudir al podólogo para pulirla. Además un podólogo deportivo conoce perfectamente el cuidado del los pies para deportistas y nos podrá asesorar y ayudar para evitar futuras lesiones en los pies haciendo así un prevención en el cuidado de los pies ante cualquier competición, salida o ruta deportiva.

remedios ampollas pies

¿Dolor en los pies? Dedo gordo y planta del pie

dolor en los pies

Causas del dolor en los pies

Gran parte de la población, padece dolor en los pies de forma regular,o lo ha padecido y no le ponen remedio.

¿Por qué?, Porque la mayoría no le da importancia y camina de forma incómoda, hasta que el dolor ya es lo suficientemente agudo, como para ir al podólogo. Hay varias razones por las que nos pueden doler los pies, pero las dividiremos en dos tipos.

  1. Dolor en los pies, por cuestiones genéticas o internas.
  2. Dolor en los pies, por cuestiones ajenas o externas.

Tipos de Pies y cuestiones genéticas

  • Pie griego

Lo tienen aquellas personas cuyo segundo dedo es más largo que el dedo gordo. Es habitual que se produzca una ligera separación entre esos dedos, lo que puede llegar a provocar dolores en los pies.

  • Pie egipcio

Es la forma de pie más común y que menos problemas puede generar por su adaptabilidad. El dedo más largo es el gordo y los demás se sitúan en orden decreciente, aunque puede darse que sea demasiado largo y tengas que elegir un tipo de zapato que se adecúe mejor a tus particularidades.

  • Pie cuadrado

Se caracteriza porque todos los dedos tienen  prácticamente la misma longitud. Es una tipología poco frecuente, que puede delimitar el tipo de zapatos que calces, pero no suele haber otros inconvenientes o problemas.

 
Dolor de pies
podologo dolor de pies

Dolor en los pies por cuestiones externas

El dolor en los pies por cuestiones externas, se refiere al uso de calzado que llevamos. Muchas personas calzan un número inferior al que les corresponde y como consecuencia aparecen callos, durezas y trastornos debido a la mala circulación. Las mujeres suelen padecer problemas en los pies, debido a que eligen frecuentemente el calzado por lo bonito que es, en lugar de por cómo se adapta.

Esto desencadena la aparición de juanetes y deformidades, que pueden terminar por producir dolores de espalda y de cuello. A continuación te damos algunos consejos para evitar el dolor en los pies:

  1. Evitar los tacones muy altos.
  2. Usar calzado que tenga suela de caucho y una plantilla de calidad.
  3. Utilizar plantillas. Hay muchos tipos según la planta del pie que tengas y el arco del mismo, pero si el dolor es constante, visita al podólogo y él te facilitará una plantilla personalizada según tus necesidades.
  4. En el caso de llevar zuecos, es recomendable que tengan suela antideslizante, amortiguación y que se puedan sujetar por la parte de atrás.
  5. No llevar siempre el mismo zapato ni el mismo tipo de calzado.
  6. Hacer ejercicios para mantener el pie en forma: Ir de puntillas o descalzo, saltar o hacer flexiones que ejerciten el pie.

 

¿Como afecta el calor al dolor en los dedos de los pies?

Los pies pueden hincharse e irritarse por las altas temperaturas y la humedad, sobre todo en los días más calurosos del verano. Esto sucede como consecuencia de una acumulación de líquido o crecimiento del tejido de forma temporal. Suele darse en personas que no están acostumbradas al calor o que están sentadas mucho tiempo.

Consejos para evitar dolor en los pues por el exceso de calor en los pies:

  1. Utiliza calzado que permita la transpiración de tus pies, porque la humedad hace que la piel pueda desarrollar ampollas. Usar sandalias o chanclas que no envuelvan los pies.
  2. Lavar los pies diariamente y secarlos con cuidado.
  3. Mantener hidratado el organismo, pero no en exceso porque promueve la inflamación.
  4. Varía frecuentemente de zapatos y calcetines.
  5. Utiliza talco para secar los pies. Reduce el sudor, previene la irritación y las ampollas.

dolor en el pie
tratamiento dolor de pies

Remedios para el dolor en el empeine y planta de pie

Desde Centro Médico el Pilar os damos los siguientes consejos para que evitar el dolor en los pies, junto con la ayuda de un podólogo, vuestros pies no sufran y se mantengan sanos por más tiempo:

  1. Lavar los pies regularmente: Hazlo con agua templada durante 15 minutos para reducir la hinchazón y relajar los músculos, además de evitar dolor de pies, conseguiremos evitar infecciones en la planta de los pies y la aparición de hongos.
  2. Masajear los pies. Al presionar suavemente ciertos puntos de los pies, la musculatura se relaja. Emplea cremas especiales y haz movimientos circulares. También masajea el resto de las piernas, para ayudar a aumentar la circulación, ya que todas las partes del cuerpo están conectadas entre sí. Existen servicios sanitarios dedicados exclusivamente al masajear los pies y prevenir el dolor de pies como pues ser la reflexología podal.
  3. Pon tus pies en alto. Sirve para calmarlos y aumentar la circulación sanguínea si has pasado un día entero trabajando de pie.
  4. Si eres de los que suelen salirte ampollas en los pies y hay días en los que vayas a pasar mucho tiempo caminando o de pie, tómate un analgésico suave antes de ponerte en marcha, conseguir prevenir y retrasar el dolor de pies.
  5. Cura las ampollas en los pies. Las ampollas en los pies deben desinfectarse y cubrirse, para que no lleguen a convertirse en infecciones podológicas más serias.
causas dolor de pies
dolor pies tacones

Dolor en los pies : Cuidado cuando llevamos tacones

Si hacemos caso de los estudios y las estadísticas, las mujeres sufrimos muchos más problemas en los pies que los hombres y que pueden llevarnos a tener dolor en los pies. Esto se debe a la utilización de tacones y zapatos con alzas especiales que nos producen desde juanetes hasta callosidades. Ahora bien, ¿Sabemos lo que le sucede a nuestro cuerpo cuando los llevamos puestos? Cuando apoyamos el pie desnudo sobre una superficie plana el peso de  nuestro cuerpo permanece repartido casi por igual en nuestra planta del pie. Así,  la parte de delante (metatarso) aguanta el 43% de nuestra masa corporal mientras que la parte de detrás lo hace con el 57%.

Como se aprecia en la imagen, podemos ver que a medida que aumenta el tacón, el peso que tiene que soportar la parte delantera se eleva hasta llegar casi al de un 90% en el caso de los tacones muy altos. No solo tendremos dolor en los pies sino que por supuesto tiene consecuencias negativas en nuestra salud como:

  1. Riesgo de esguinces de tobillo, la articulación que sufre por la sobrecarga de peso y el cambio de postura por los tacones.
  2. Riesgo de contractura y lesión en los gemelos que para compensar el peso desplazado hacia delante se contrae.
  3. La rodilla se tensa y se sobrecarga por la tensión de los músculos posteriores de la pierna y la contracción del cuádriceps. Los músculos posteriores de la pierna se tensan.
  4. La cadera también se desajusta, lo cual puede incrementar la lordosis o curvatura de las lumbares. Esto puede provocar dolores de espalda.
  5. Por último y aunque muy molesto pero sobre todo poco estético, llevar tacones a diario conlleva problemas de durezas, callosidades, juanetes y otras dolencias tratadas en una consulta de podología.
logo centro medico el pilar

Certificados médicos y psicotécnicos para renovar carnet de conducir. Centro de especialidades Medicas en Madrid

91 386 30 41

Horario

Lunes – Viernes:                      Mañanas: 9:30h -14:00h            Tardes: 16:30h – 20:00h                        Sábados:                                                Mañanas: 10:00h – 13:00h

Dirección

Avenida de Betanzos nº 53, 1º piso
28029 Madrid